Leyenda del niño de la pelota

En Aguascalientes, México una pareja de jóvenes trabajaban juntos en un edificio de oficinas. Solían salir tarde, dado que las jornadas eran extensas. Con frecuencia, se quedaban solos en el edificio con la única compañía del guardia de seguridad que se encontraba en la planta baja, mientras ellos yacían en el cuarto de los doce pisos con los que contaba el lugar.

En una ocasión, el trabajo se les acumuló, por lo que estuvieron laborando hasta las 11:30pm. Una vez terminados sus quehaceres se dispusieron a bajar como de costumbre en el ascensor. Marcaron planta baja. Sin embargo, el elevador subió hasta el piso 7, el cual se suponía, se encontraba clausurado desde hace mucho tiempo. Extrañados, se miraron mutuamente. Creyeron que se trataba de un simple error. Continúa leyendo Leyenda del niño de la pelota

La leyenda del niño Gerardito

Quetzaltenango, la segunda ciudad más grande en Guatemala, también conocida por su nombre de origen maya, Xelajú, o simplemente Xela, guarda una escalofriante leyenda cuyos orígenes se remontan a fines de la década de los cincuenta, todavía la urbe alejada de la modernización actual, la población menor populosa y los vecinos más cercanos y amigables entre sí. No fue esto óbice, como pronto veremos, para que Quetzaltenango fuese teñida por la tragedia.
Continúa leyendo La leyenda del niño Gerardito

El niño que temía a la oscuridad

Se cuenta de un niño llamado Ignacio (Nachito), desde los inicios de su vida tuvo un miedo extremo hacia la oscuridad; era tal ese miedo que si no había luz en el lugar donde dormía, lloraba y gritaba. Así fue hasta la edad de cinco años cuando falleció, dado a que su niñera olvidó encender las cuatro luces que se encontraban en las esquinas de su habitación.
Continúa leyendo El niño que temía a la oscuridad